miércoles, 26 de febrero de 2014

¡¡Los recortadores!!

Esta semana los homo polvorancus  se somenten a los recortes y  empatizan con los los tiempos que corren. Hay muchos argumentos que avalan esta idea,  para empezar, esta semana se citan en las inmediaciones de un coso taurino, en una villa taurina por tradición, Valdemorillo, para realizar esta semana un tramo de una clásica del Mountainbike, en versión recortada eso si, esta semana van a seguir el trazado de la clásica de Valdemorillo.



El primer recorte taurino, de maestro, lo da el cocinero, que propone la ruta, la vende, calienta a la grada, la anima y después con gran habilidad no asoma el hocico, esquivando con maestría el reto que él mismo propone.



En el otro lado, muerden el anzuelo, 9 bikers, Antxoa, Jarkonen, Jotajoselu, fjavier, blogger, Elcuri, Javito, Luigi, y Jonas, que valientes plantarán cara a la faena que les espera esta fresca mañana de domingo, aunque soleada, el mercurio no sube de  los 2ªC a la sombra.



Parten en manada los 9 recortadores a  las 9:00h en busca de nuevas sensaciones por un trazado nuevo lejos de sus dominios; dejan atrás la plaza de toros y atraviesan un parque con albero en el suelo, aviso de lo que después vendría y toman la primera pista que los recibe a bocajarro con una imponente rampa. Aunque la pista es ancha, el suelo está roto, con roderas y piedras que imponen el trazado y dificultan la subida;  esta rampa, majestuosa, tensa los músculos de los homo polvorancus que ya desde este punto,  rompen a sudar. Y llega el primer aviso, Javito hace un quiebro y se estampa contra el suelo; no hay consecuencias reseñables, en la conversación de la ruta empiezan las primeras menciones al cocinero, al estar ausente en la ruta de hoy.



Todo lo que sube baja, así que toca el descenso, aunque el firme no ha cambiado, no permite la relajación, no cabe la distracción, cualquier descuido te puede llevar al suelo, no se puede bajar la guardia, tampoco en el p´abajo.  Nos encontramos con el primer arroyo, caudaloso, que salvamos por un puente de piedra. Hasta aquí los pinreles van secos, y todo está en orden. 




A medida que vamos avanzando, el paisaje mejora, el abundante agua alimenta los pastos que se lucen con un verde intenso,  con algún tramo blanquecino de la helada nocturna, y el sol, aunque débil, derrite la capa de hielo fino que brilla y refleja un verde estimulante, y nos brinda un aire fino serrano, al que no estamos acostumbrados. 



Ahora el firme ha cambiado, el track nos lleva por una camino liso, embarrado, por el que nos acompaña un pequeño arroyo, que lo hace resbaladizo, y por el que confiados aumentamos el ritmo de crucero. Las ruedas por tramos patinan, y la pendiente ligera favorece el pedaleo. Bajamos la guardia, y es el momento en el que Antxoa se traga el anzuelo del todo.  En una pequeña bajada, Antxoa con las gafas empañadas no esquiva una honda rodera hecha por el agua abundante de las ultimas lluvias, clavando la rueda delantera y a continuación salta por los aires, cayendo de bruces en el arroyo helado: por su condición de pescado, todas las anchoas respiran por branquias, no hubiera habido mas consecuencias que un chapuzón helado sobre barro serrano, pero a escasos metros le sigue Jarkonen, y su tractor, que no puede evitar pasar por la cabeza de Antxoa una de sus ruedas de  29" y acaban juntos por el suelo.


Las consecuencias, el siguiente recorte, pero esta vez, en la ceja de Antxoa que empieza a sangrar saltando las alarmas del grupo, la sangre no llegó al río, pero si al arroyo,  tiñendo la mañana de rojo.  Gracias al agua helada, y a que la herida no era muy profunda se pudo controlar la hemorragia en pocos minutos. Peor evolución seguía la tibia de Jarkonen que empezó a inflamarse empeorando el aspecto por momentos, y da el tono morado a la mañana. Esto nos obliga a aplicar el siguiente recorte: tenemos que recortar la versión recortada de la clásica de Valdemorillo, y llevar a los heridos hasta los coches y poner rumbo al extremeño a comernos las migas.





Aún así, habíamos recorrido apenas 6 km del trazado, al final hicimos 25 km, con lo cual nos esperan todavía 20 km de ruta recortada. 

Quizás ahora con algo mas de prudencia tras la caída encaramos varios arroyos, que nos obligaron a meter la pierna mas allá del tobillo en el agua gélida de esta parte de la sierra madrileña. 



También nos esperaba un tramo con senda estrecha sinuosa, de esa que le gusta al homo polvorancus, de esas que acaricia con velocidad mientras balancea su trasero rápido, sin apenas frenar. 



También hubo alguna bajada totalmente rota, con grandes piedras, raíces abruptas, y agua mucha agua; puro mountain bike. No faltaron los  caballos, vacas y toros mansos que desde los cercados de las parcelas observaban el paso de los numerosos bikers que allí nos dimos cita.  


Y como no, tramos inundados de agua,  con piedras lisas y finas, y que ponían a prueba el sentido del equilibrio de cada biker.





Al final, aparecimos todos en Valdemorillo,  donde sufrimos el penúltimo recorte, no hubo en esta jornada tiempo para el asueto y la reposición energética, tan centrados íbamos en el retorno que nos ahorramos nuestro momento plátano, regresamos a casa con las mochilas llenas de comida. Nos reservamos energías para hacer frente a la gran embestida que nos esperaba al llegar a casa, con la indumentaria y la bicicleta echas unos zorros, pies mojados, y barro por doquier, y con dos heridos en el parte del día. Sin duda, ahí es donde estaba el riesgo, hubo que hacer un último recorte taurino, apretar el culo, y tirar de cintura para salir airosos y evitar recortes en las próximas salidas, o incluso el recorte de algún genital. Afortunadamente los convalecientes mejoran y el barro eliminado, por lo menos hasta el próximo domingo. 

Nos vemos en la próxima, si te dejan claro. 







By Blogger.

Texto: blogger.
Fotografia. Elcuri, & Jarkonen & Blogger.
Videos. El curi & Jarkonen.

jueves, 20 de febrero de 2014

“El día de las vallas”


Después de tanta ciclogenesis y nieve y demás adversidades climatológicas, toca un día sin lluvia y encima para deleite del Homo Polvorancus, es domingo. Como de costumbre nos juntamos en el punto g los siguientes bikers: Biker-Nass, Jarkonen, elcuri, GDMone, Antxoa, jartowine, Asolibes, Mabuca, Javito, Dcarlos, chelero, Tony2, dispuestos ha seguir el trazado que biker-Nass nos ha preparado ha salvo del “barro”, aunque todos sabíamos que iba ser muy difícil librarnos del susodicho material. No quiero olvidarme la representación de cuatro valientes en “el cocido”:Towers, Maverick, David89, fjavierg





Empezamos nuestra andadura por los terrenos de la venta la rubia donde empezamos a darnos cuenta que no iba ser tan fácil pelear con el terreno, parecíamos un antiguo Renault copa turbo con tanto latigazo que nos daba la parte trasera de nuestras monturas.





Llegamos a la casa campo y al desviarnos para Humera vimos lo que nos esperaba, una bajada embarrada totalmente, donde Migaego hubiera disfrutado más que un gorrino con un barro de tan buena calidad, lastima del “conejo” que no le dejo venir.



Después de disfrutar con la bajada y un poco más, llegamos al monte de la Pili, donde nos vamos a encontrar con un nuevo enemigo que nos iba a condicionar toda la ruta por el monte LAS VALLAS, obligándonos a coger senderitos y atravesar el campo, un poco más y nos quedamos para siempre dando vueltas sin salida.





Una vez resuelto este pequeño problema y cogido fuerzas, se decide tomar el camino más corto de vuelta “el Track”.



El susto del día lo protagonizo Mabucar con una caída espeluznante que por suerte solo fue el golpe y nada más.



Todavía tuvimos tiempo para perder a Javito y Antxoa en un cruce de arbustos, perdiéndose una de las mejores bajadas del año.



Una vez llegado al Ventorro del Cano los “Pro” impusieron su ritmo cardiaco, motivados por algo de un “caldito” en el extremeño.






Un día más disfrutando de nuestro deporte favorito en muy buena compañía.

Un saludo a todos.

video


By dcarlos.

Texto Dcarlos. 
Fotografia Biker-nass & Elcuri. 
Video Elcuri. 

martes, 11 de febrero de 2014

CRONICA DE UN CHAPARRON ANUNCIADA


Últimamente el Homo Polvorancus se levanta la mañana de los lunes mirando la previsión del tiempo. El lunes 3 de febrero se levantó, miró la previsión para el domingo 9 de febrero y ……… JODER OTRA VEZ LLUVIA!!!!!!!!!!!. Para más INRI tocaba ciclogénesis.
El Homo Polvorancus esperó hasta el sábado para ver si cambia el tiempo pero solo nos dejó un resquicio de 3 horas antes del chaparrón. Entonces algunos valientes dijeron: “a tomar por c… la ciclogénesis” toca agua, pues a ponerse los chubasqueros y a seguir dando pedales nenas.


El domingo 9 de febrero se juntaron, Bikernass, Jartowine, Jotajoselu, Migaego, Maverick, Tony2, GDmone, Chelero, Fjavierg y Antxoa (si me he olvidado de alguien que me eche la bronca). Como se sabía que la ruta no podía ser muy larga se buscó un track cercano y ya conocido para evitar sorpresas lejos del “Extremeño”. Hicimos una ruta por el monte de Boadilla del Monte que, aunque repetida, sigue siendo muy sabrosa.


Empezamos la ruta con Gdmone y Tony2 marcando ritmo y los demás a su estela, y poco a poco vamos viendo que las pistas a pesar de la lluvia están en muy buen estado. Llegamos a Boadilla del Monte y no se ven grandes charcos. Migaego nos pide un momento para colocar la cámara de vídeo nueva que se ha comprado. Luego cada uno a su ritmo fue llegando al primer cruce de carretera para pasar al tramo revirado.

Migaego nos pidió otro receso (desde el Juicio a la Infanta la palabra esta de moda) para re-situar la cámara de vídeo. 
Esperamos y bajamos por un tramo de senderos muy guapos y que todos disfrutamos como si fuésemos esquiadores de slalom en Sochi 2014.
Salimos del tramo sinuoso y volvimos a la pista, pero Migaego pidió el tercer descanso para …..jeje. cabeza de carrera se desesperaba (los pasos de semana santa tienen menos paradas)


Pista de nuevo y siguiente tramo de senderos y aquí hay que darle el Goya Honorífico a las mejores caídas para…. “Antxoa”. Parafraseando a Luis Aragonés, para aprender a soltarse de los pedales cuando hay barro hay que: “Caerse, caerse caerse caerse y volverse a caer”.Eso fue lo que hizo Antxoa CUATRO VECES: se tiro subiendo, en llano, contra un charco y haciendo el afilador contra Tony 2. En una de las caídas si no es por Jartowine, la caída hubiera ido a mayores (muchas gracias campeón).


Tras un momento plátano rapidito, porque se avecinaban unos nubarrones nada halagüeños seguimos la ruta de vuelta a Alcorcón.
Saliendo de la última zona revirada empezó a jarrear, nos pusimos los chubasqueros y marica el último hasta el Extremeño.
Cuando llegamos, calados, con el culo mojao, llenos de barro, al extremeño, ooooooooooh sorpresa… NO HAY CALDO!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!


Nos tomamos las cervezas o el café de rigor y nos preparamos de nuevo (descojonate del traje de torero) para volver al agua y llegar a casa.
El homo polvorancus ha hecho un nuevo avance. Le da Igual el ciclogénesis, “Eltiempo.es”, “Aemet” y su …… , chubasquero y a dar pedales nenas.



Pd. Antxoa : hay que aprender a sacar la pierna, nene.

Pd. Migaego: Esa cámara ¡!!!!!!!!!!!!!.

Pd. Al Polvorancus: Si llueve,Chubasquero y a dar pedales.

Pd: hay que meter a Estrella en el grupo para tener caldito los días de frío

Por último comentaros que el día 8 de Junio es la carrera “Riaza Bpro” + cordero. Hoy han abierto el plazo para apuntarse, hay ruta de 40 y 80 Km. (la de 40 apta para todos, para los soplaos la de 80 les viene genial) y después un cordero que nos sentará de muerte.
Sería una buena fecha para que el Homo Polvorancus conquistara tierra incógnita.
Se abre el plazo de inscripción. ( Regalan un chubasquero)





Un abrazo a todos 





by Antxoa.

jueves, 6 de febrero de 2014

¿cómo se llama la película?


Se levanta el telón, y aparecen 18 bikers, unos amarillos, otros azules, algunos calzan el 29, otros el 26 ¿comó se llama la película?


Muchos son los títulos que se me vienen a la cabeza que nos sirvan para ilustrar la mañana de este domingo, cada uno que ponga el suyo pero para empezar podría ser ¿el planeta de los simios?


Todo empieza  las 9.00 horas en el lugar de costumbre, remolino de bikers para poner rumbo a Villanueva del Pardillo, ahora que el tiempo lo permite.
El sol brilla alto, y aunque no calienta ilumina la piel fina y tersa del homo polvorancus que altivo se dispone a iniciar la ruta una vez que tiene preparados todos los aparatos que le sirven de guia  y parametrizan su momento deportivo.  Antes de salir, activa el gps, la aplicación del móvil, el pulsómetro, levanta la cabeza, fija el objetivo y respira hondo para llenar su pulmones y que se encuentra, huele mallllll!!!!! la huelga del servicio de recogida de basuras de Alcorcón !!!!!!!!!!!!! La película se podría llamar aquí huele que apesta. 

Pero no, pronto pone tierra por medio, y abandona el estercolero alcorconero y  salen en fila  buscando con rapidez el cauce del río Guadarrama, luz , cámara y acción, Elcuri pone en marcha la go-pro y se dispone a recoger cada instante de este domingo.


Para empezar dos acrobacias, de la primera se encarga Jonás, que aunque prudente, el destino le reserva un resbalón que le lleva al suelo y se reboza  cual croqueta en pan rallado, y Suiseki, envidiosa,  busca el mas difícil todavía y estrella su  delicado costado contra el suelo antes de llegar a nuestro amigo el  Guadarrama.


Este nos recibe caudaloso, fresco, con algo de niebla baja, el sol no tiene fuerza para aplacar su humedad, y hace que el relente sea demasiado fresco, lo que obliga a tener los oídos cubiertos para evitar la temida otitis del biker.  El suelo tiene huellas heladas de pezuñas, y el barro se levanta del suelo y congelado rebota contra la cara del homo polvorancus. Aún así, el trazado es disfrutón, a veces pista, a veces senda, entera, sinuosa, con curvas agradables, estimulantes, como las de una guitarra, femeninas,  el ritmo es agradecido con balanceo que permiten al homo polvorancus acariciarlas y  disfrutar aunque vaya cuesta arriba.



Hacemos varios reagrupamientos, cada vez la sonrisa es mas larga, y las endorfinas se desparraman por todas partes, estamos en pleno climax.



Llegamos al momento plátano, esta vez celebrado en el centro de Villanueva del Pardillo, su plaza del ayuntamiento, no la vamos a comparar con el centro de Toledo, pero vamos, tiene su encanto, blanquita, y limpia, nos permite doparnos a cada uno en su justa medida, unos con barritas, otros con geles, unos con bocatas y otros plátanos y frutas.



Todo parecía sencillo, ahora toca volver, el agua baja nosotros tambien: y así fue, la tete de la course impuso un ritmo de bajada alegre, hasta el bosque de Villaviciosa de odon.  Pero ahí amigo, toca subir!!!!
Normalmente el homo polvorancus sonríe en la bajada y se pone serio en el parriba, el trazado de hoy, que varía en esta parte, busca abandonar la clásica cuesta arriba por la urbaninazación del bosque, y nos adentra por la vegetación y por camino. Esta variante, aunque mas severa con las piernas de los monos, es mucho mas divertida y no ver los ladrillos es un aliciente.



Salvado el desnivel, coronamos en la calle Rio Miño y tomamos una rampa que nos lleva hasta la m-501. Allí cruzamos por uno de sus puentes, y circulamos paralelos a la autovía, buscamos uno de los caminos que conducen hasta Alcorcón: dos importantes rampas nos ponen a prueba, Sergio:) sufre calambres, y mas de uno tenemos que echar pie en tierra.



Una vez arriba y tras otro reagrupamiento, la cadena de Elcuri, salta por los aires, teniendo que pasar por boxes. Sobra talento para arreglar la cadena en un breve periodo de tiempo. Reanudamos para llegar al destino.

Llegamos a los 60 km con un desnivel muy concentrado en el final de la ruta que por momentos nos puso al limite a algunos.  Una gran mañana, por el trazado, por la temperatura, y sobretodo por la compañía, todo recogido y resumido en la película de Elcuri, que bien podría llamarse "en busca de la felicidad".










Nos vemos en la próxima.

by blogger.